Cinco consejos para aceptar un problema de salud mental

Supplied by Lauren Mizock, PhD. Used with permission.
Fuente: Suministrado por Lauren Mizock, PhD. Usado con permiso.

"La comprensión es el primer paso para la aceptación, y solo con la aceptación puede haber una recuperación", dijo Dumbledore, el mago del director en la serie de Harry Potter. Con esta cita, la autora JK Rowling aprovechó una verdad fundamental en la aceptación de un problema de salud mental … la aceptación es clave para manejar los desafíos de salud mental.

Mi investigación ha encontrado que la aceptación no es un resultado simple que está allí o no. En cambio, la aceptación es un proceso dinámico que involucra varios factores que se desarrollan con el tiempo. Este proceso requiere pasar de un estado pasivo de negación a una posición activa de agencia.

¿Cómo se hace? Aquí hay algunas lecciones centrales basadas en la investigación sobre la aceptación.

1. Desarrollar una conciencia del problema de salud mental y las creencias que lo apoyan. El proceso de aceptación de un problema de salud mental incluye una pieza cognitiva. Se necesita comprensión para comprender que se está produciendo un problema de salud mental. Los síntomas pueden obstaculizar la forma de pensar con claridad sobre lo que está sucediendo, y podrían atenuarse mediante el tratamiento. O si la negación es un problema, es importante entender qué creencias podrían agregarse. ¿Que no puedes vivir una vida de esperanza y significado ante un problema de salud mental? ¿Que no podrá perseguir sus sueños o sentirse aceptado por otros? Estas creencias pueden cuestionarse para reconocer mejor el problema.

2. Cree un sentido positivo de sí mismo frente a un problema de salud mental. La investigación ha demostrado que la aceptación también es un proceso de desarrollo de la identidad que implica superar el estigma pasado. ¿Por qué aceptarías un problema de salud mental si crees que la sociedad podría rechazarte por tener uno? El estigma necesita ser disputado para permitir que surja un nuevo sentido del yo. Todavía puede ser un fantástico trabajador, padre, amigo o miembro de la comunidad, incluso con un problema de salud mental. Un problema de salud mental no necesita definir a una persona o ser central para su identidad. Sin embargo, debe integrarse como parte de lo que eres.

3. Participe en actividades que respalden la aceptación. También hay un aspecto de comportamiento en este proceso. Participar en ciertas actividades puede reflejar y reforzar la aceptación de un problema de salud mental. Estas podrían ser actividades orientadas al tratamiento, como tomar medicamentos o asistir a una terapia. También puede mantener un horario activo y desarrollar actividades positivas que esperar durante la semana. Una variedad de comportamientos puede evitar que el problema de salud mental se haga cargo y hacer que la aceptación del problema sea más fácil.

4. Enfóquese en las relaciones que promueven la aceptación. Las relaciones de apoyo son particularmente útiles para aceptar un problema de salud mental. Algunas personas pueden no aceptar el problema de salud mental debido a sus propias creencias estigmatizadoras. Algunas personas también podrían beneficiarse al ignorar el problema, o simplemente no estar preparadas para aceptarlo. Por otro lado, muchos amigos, proveedores, familiares y otros pueden reconocer la presencia de un problema de salud mental y apoyar la gestión del mismo. Podrían ofrecer audiencias sin prejuicios, compañía para citas o aliento general. La aceptación puede ser respaldada por las relaciones con personas que reconocen el problema de salud mental.

5. Perseguir experiencias emocionales que impulsen la aceptación. La investigación muestra que las personas también describen el proceso de aceptación como una experiencia emocional. Esto podría implicar hacer espacio para la pena y el dolor y dejar atrás la vergüenza. En un lado positivo, la aceptación también puede implicar mantener un sentido de felicidad y esperanza. El proceso de aceptación ciertamente puede implicar algún trabajo, pero también puede ser una experiencia alegre que conduzca a una mayor sensación de paz.

Estos consejos incluyen una serie de aspectos de aceptación que tienen lugar dentro del individuo. Sin embargo, la aceptación no debe verse como la responsabilidad exclusiva de la persona, sino un proceso que incluye el esfuerzo del público en general para superar el estigma y fomentar el bienestar mental en nuestras comunidades. La aceptación es un proceso que no puede y no debe hacerse solo.

Related of "Cinco consejos para aceptar un problema de salud mental"