Auténtica autoestima y bienestar Parte VIII: Desarrollo

Desarrollar la autoestima al experimentar momentos positivos de autoestima.

Esta publicación se centra en las ventajas de entender la autoestima como una relación entre dos aspectos importantes del comportamiento humano, a saber, la competencia y la dignidad. Aunque mucho trabajo sobre la autoestima lo define como simplemente sentirse bien con uno mismo como persona (el factor de valía), la autoestima auténtica proviene de ganar sentimientos positivos sobre uno mismo (competencia). En consecuencia, la autoestima auténtica es más sustancial (Mruk, 2019, 2013). Esta vez, observamos brevemente cómo se desarrolla.

La importancia de los momentos de autoestima

La autoestima se desarrolla en relación con lo que yo llamo momentos de autoestima. Estos son tiempos en nuestras vidas cuando enfrentamos el desafío de vivir que nos obliga a tomar una decisión. Es si debemos hacer nuestro mejor esfuerzo para resolver exitosamente un problema de una manera que sea digna de ser una persona saludable, autorrealizada y honorable. Las resoluciones positivas de estos desafíos resultan en, o incluso aumentan, una autoestima auténtica porque demuestran que somos competentes y dignos. Por el contrario, no intentar lo mejor en estos momentos disminuye nuestro sentido de habilidad y valor, lo que disminuye la autoestima. La forma en que enfrentamos estos desafíos a lo largo del tiempo se suma, de modo que con el tiempo se producen suficientes momentos de autoestima para crear el nivel básico y el tipo de autoestima de una persona.

Dominios de la vida que involucran momentos de autoestima

Los psicólogos del desarrollo a veces discuten el desarrollo en relación con cómo tratamos los “dominios” de la vida (Harter, 1999). Seis de ellos son importantes para la autoestima y tienen dos cosas en común. Una de ellas es que implican enfrentar los desafíos que la vida nos presenta, a veces de repente. La otra es que estos desafíos a menudo cambian a medida que avanzamos a través de las etapas del ciclo de vida.

Tres de los dominios ayudan a desarrollar un sentido de valor como persona. Uno proviene de cómo estamos conectados con otras personas, es decir, cómo los demás nos valoran y cómo tratamos a los demás. El segundo es el atractivo físico, que incluye cosas como la forma en que las personas reaccionan a nuestro cuerpo, apariencia, voz, gestos, etc. El tercer dominio concierne a nuestra virtud o sentido de moralidad como persona y cuán bien o mal lo hacemos. Estos dominios a menudo implican aceptación o rechazo, los cuales pueden afectar la autoestima (Epstein, 1979).

Los otros tres dominios relacionados con la autoestima implican competencia. La primera es la capacidad de uno para resolver problemas, algo que la mayoría de nosotros usamos a diario. Lo siguiente es nuestra autonomía o la capacidad de influir en lo que sucede en nuestras vidas, así como en las direcciones que toman, como en las carreras profesionales. Por último, pero no menos importante, está la integridad física o qué tan bien pueden usar nuestros cuerpos en cada etapa del ciclo de vida. Estos dominios usualmente involucran el éxito o el fracaso, los cuales pueden afectar la autoestima (Epstein, 1979).

Aunque los desafíos particulares que presentan estos dominios cambian con el tiempo, nunca nos abandonan. Desde el nacimiento hasta la muerte, de una u otra manera nos preocupamos por nuestras relaciones con los demás, reaccionamos a cómo nos perciben, nos preocupamos de si estamos a la altura de nuestros estándares, apreciamos el tratamiento de problemas, queremos tener alguna influencia en la dirección de nuestras vidas, y esperamos que nuestros cuerpos nos permitan abordar los desafíos físicos de la vida. Estoy seguro de que cada uno de nosotros puede recordar momentos en que la aceptación o el rechazo afectaron nuestro sentido de valía y cómo el éxito o el fracaso tuvo un impacto en nuestro sentido de competencia.

Momentos de autoestima personal

Además de estas fuerzas generales de desarrollo, otro conjunto de experiencias tiene un impacto positivo o negativo más directo en el nivel y el tipo de autoestima de una persona. Implican un desafío de vida que yo llamo un “cruce de caminos” de la autoestima (Mruk, 2019, 2013). El gran escritor inglés John Mill parece haber acuñado el término autoestima al describir uno de ellos en su vida (1642/1950).

Se centró en torno a un ataque a su personaje como persona. El desafío era si defender su integridad o inclinarse ante el insulto. Eligió hacer lo que la mayoría de nosotros entenderíamos como lo correcto, aunque eso implicara algún riesgo. Estos tipos de momentos de autoestima siempre involucran esos tres elementos. Se enfrentan a una situación que involucra nuestra integridad, teniendo dos opciones, una de las cuales es claramente más virtuosa que la otra, y saber que hacer lo correcto requiere coraje.

Ya sea que sea tan pequeño como esforzarse al máximo en un juego como niño, tan importante como enfrentar a un acosador, o tan grande como arriesgar el bienestar de uno para defender los derechos de otra persona que está siendo abusada, estos momentos de autoestima tienen Un gran impacto en la autoestima. Todo lo que hay que hacer para comprender su significado para la autoestima es reflexionar sobre la última vez que estuvo en esta situación e hizo lo correcto, o no.

Referencias

Epstein, S. (1979). El estudio ecológico de las emociones en los humanos. En P. Pliner, KR Blankstein, y IM Spigel (Eds.), Avances en el estudio de la comunicación y el afecto, vol. 5: Percepción de las emociones en uno mismo y en los demás (pp. 47–83). Nueva York: Pleno.

Milton, J. (1950). Una disculpa contra un panfleto. En C. Brooks (Ed.), Poesía completa y prosa seleccionada de John Milton. Nueva York, NY: Modern Library. (Trabajo original publicado 1642)

Mruk, CJ, (2019). Sentirse bien haciéndolo bien: una guía para la autoestima auténtica. Nueva York, Oxford University Press.

Mruk, CJ, (2013). Autoestima y psicología positiva: investigación, teoría y práctica (4e). Nueva York: Springer Publishing Co.

  • El castigo no funciona
  • Motivación moral y las recompensas de Dios
  • Conoce a tu enemigo y aprende sobre su deporte favorito
  • En apariciones familiares
  • ¿Dónde está la culpa?
  • No nos olvidemos
  • The Avengers Teach Psychology: Class Assemble!
  • Llamada del nombre: trece mitos serán relevados a ser desmentidos
  • Por qué la oposición a la derecha religiosa falló
  • Cómo puede Israel traer paz al mundo
  • Libertarismo Contra Derecha
  • ¿Algunas personas no son más inteligentes que otros?
  • Cómo desairar a un troll
  • ¿Son los mentirosos menos humanos?
  • Padres engañados por los informes de entrenamiento del sueño Cry-It-Out
  • Los costos de autocontrol de la flexibilidad moral
  • Cortar y pegar
  • Cinco razones por las que a la gente no le gustan los ateos
  • Los peligros de la falta de comunicación sutil
  • Cinco argumentos para el libre albedrío
  • Las estructuras profundas y los siete elementos clave para la relación consciente, Parte II
  • La clave para la autoafirmación tranquila
  • La mente de un conservador
  • El quinto punto de unión
  • Bertrand Russell
  • ¿Qué hace que el incesto sea moralmente incorrecto?
  • Cómo hablan los animales: un libro notablemente perspicaz y presciente
  • Defensas sociales contra la ansiedad de muerte
  • 4 claves para entender nuestra moral extraña e inconsistente
  • Una muy vieja receta para la felicidad
  • Una analogía torturada
  • 7 razones por las que incluso un socio comprometido puede engañar
  • ¿Por qué te opones realmente a las drogas? Parte II
  • Entrando en el liderazgo
  • Las estructuras profundas y los siete elementos clave para la relación consciente, Parte II
  • Revelación y conquista