5 regalos de San Valentín que cambiarán tu relación para siempre

Mi blog para PT trata sobre Conexión emocional. Usando otro sombrero, a veces enseño Sexualidad Sagrada. En verdad, a menudo son uno y lo mismo. Ofrezco el siguiente artículo del Día de San Valentín con ese espíritu. Por favor, háganme saber lo que piensa. Y sentir.

La joyería brilla, pero no puede salvarte de tu próxima pelea. El chocolate es delicioso, pero el efecto es temporal. E incluso esa cena a la luz de las velas o un masaje no los llevará a los dos al corazón del asunto. Así que aquí hay cinco regalos que ambos pueden compartir y que prometen fortalecer su vínculo y profundizar su amor. No está de más, en este momento de flujo de caja limitado y renovada simplicidad, que ninguno de los regalos cuesta un solo centavo rojo.

1) El informe de un minuto
Durante un minuto, un compañero informa exactamente lo que está pensando, sintiendo y notando. Momento a momento, como ocurre, sin censura. El trabajo del otro socio es recibir este informe con gran atención y conexión, ojos que se comunican en silencio: "Sí, entiéndelo". Realmente estoy contigo momento a momento ". Luego, después de un momento para relajarse y" sacudirlo ", invierte los roles.

Es realmente raro ser completamente "recibido" de esta manera. Mientras ambos participantes puedan tolerar cierta autoconciencia inicial, el resultado casi siempre es descorazonador.

2) La mirada de cinco minutos
Cada pareja mira silenciosamente a los ojos del otro durante cinco minutos. Esto se puede hacer de pie, sentado o acostado. La risa es bienvenida, al igual que las lágrimas y las expresiones faciales, pero no hay palabras. Este regalo permite que dos personas se conecten entre sí de maneras que las palabras nunca pueden. Los largos sentimientos reprimidos a menudo surgen y desaparecen. La apreciación crece a pasos agigantados.

3) El espejo de cinco minutos
Usando solo unas pocas frases a la vez, un compañero le dice al otro sobre algo de importancia reciente entre ellos que es un poco difícil de compartir. El oyente simplemente escucha, sin ninguna otra respuesta, y luego resume lo que se ha compartido. Por ejemplo: "Te oigo decir que ha sido difícil para ti cuando me quedo en la oficina tan tarde y que estás triste porque no puedo pasar más tiempo con la familia. ¿Lo entendí bien? "Si la respuesta es no, entonces el hablante vuelve a compartir. Si la respuesta es sí, entonces el oyente sigue diciendo: "¿Hay más?"

Al final de los cinco minutos (y asegurándose de que el orador se sienta completo) tome un descanso de un minuto y luego cambie los roles. Asegúrate de que quien sea que vaya después elija un tema diferente, de modo que la segunda ronda no parezca una respuesta a la ronda uno. Si se hace con sensibilidad y cuidado, este ejercicio suaviza las defensas y permite a las parejas dar grandes saltos en su unión.

4) El mensaje de diez minutos
Uno al lado del otro, cada socio escribe en un diario o en un bloc. Comienzan con esta frase: "Si realmente viviera de acuerdo con el deseo de mi corazón …" Completando esa oración, nunca dejan de escribir, o levantan el bolígrafo de la página, hasta que se cumplen los diez minutos. Esto les permite pasar su habitual autocrítica y filtrado para escribir lo que sea más cierto en ese mismo momento.

No hay forma de hacer esto mal. La gramática y la ortografía no importan. Todo lo que importa es lo que emerge en la página. Cuando se acabe el tiempo, cada socio lee lo que se ha escrito a la otra. Puede haber sorpresas e incluso revelaciones desafiantes. El regalo, para ambos socios, es apoyarse unos a otros para soñar una vida de la mayor realización posible. Si esos sueños realmente pueden suceder, y cómo, son preguntas para otro día.

5) El beso de veinte minutos
Este beso no se hace solo con los labios, aunque pueden estar involucrados. Es un ejercicio de cuerpo entero. Acostados en un espacio cálido y acogedor, la pareja comienza tocando los dedos y mirándose a los ojos. Luego dejan que todo lo que sucede transpira sin ninguna planificación o búsqueda de placer en absoluto.

Este simple acto es tan inusual que requiere un poco más de explicación. Es un experimento ¿Qué pasa entre nosotros dos cuando no hay agenda o necesidad? ¿Qué sentimientos y sensaciones surgen cuando ni siquiera estamos tratando de complacernos unos a otros? Sin pasos previamente planificados, sin ninguna dirección, ¿cómo se unen nuestros cuerpos? ¿Qué emociones surgen? ¿Qué sucede cuando seguimos diciendo "¡Sí!" A todo, y solo seguimos el flujo?

Ese flujo, cuando estamos verdaderamente abiertos a ello, a menudo nos lleva a un Día de San Valentín que repercute durante todo el año.

Related of "5 regalos de San Valentín que cambiarán tu relación para siempre"